Trucos increíbles para reducir el estrés laboral

Cortesía felipeorrego.com

Cortesía felipeorrego.com

Hay días en el que el estrés laboral puede acabar con nuestra paciencia y aflorar nuestras peores reacciones. Sin embargo, existen sencillas formas para reducir este mal de una vez por todas.

1. Meditación de atención plena

También conocida como Mindfulness Meditation, es un tipo de ejercicio budista en el que por un solo instante te centras solo en el día y en el momento en el que vives. Tras ocho semanas de este ejercicio estudios señalan que la masa gris aumenta y la capacidad cerebral incrementa. Era la práctica que llevaba a cabo Steve Jobs…

2. Libros de colorear para adultos

Puede parecer demente, pero esta práctica está ganando adeptos en el mundo. Adquirir un libro de dibujo y no salirse de las líneas a la hora de colorear es una terapia efectiva y reconfortante antiestrés.

3. Tapping

Es una técnica de la psicoterapia que se basa en masajear puntos exactos de nuestro cuerpo solo con los dedos. Ha sufrido el escepticismo del público durante años pero un estudio organizado por Journal of Nervous and Mental Disease descubrió que reducía los niveles de cortisol y mejoró los síntomas de depresión.

4. Respiración “pranayama”

Es la respiración basada en el yoga que proporciona un efecto calmante, como la respiración alterna de la fosa nasal (Nadi Shodhana) y el “aliento de enfriamiento “, que ayuda a reducir la temperatura de su cuerpo. Los estudios han demostrado que no solo esta respiración ayuda a reducir el estrés , sino que también ayuda a mejorar la función cardiovascular y los síntomas de asma.

5. Técnica de imágenes guiadas

Es un método de visualización que te ayuda a relajarte imaginando un lugar de calma, o hacer un ensayo mental de una situación estresante, como dar una presentación delante de los clientes. Un estudio médico de 2015 demostró que disminuyó significativamente los niveles de ansiedad entre los pacientes sometidos a una angiografía, mientras que la Clínica Cleveland dice que puede tener un efecto positivo en el ritmo cardíaco y la presión arterial.

Vía forbes.es